SIERO

POLíTICA

El proyecto de regeneración del Parque de la Paz de Lugones incluirá un circuito de educación vial para niños

Publicado el Sábado 16 de Octubre del 2021


🔎  Aumentar texto 🔎  Reducir texto

El primer teniente de alcalde, Alberto Pajares, y la concejala de Urbanismo, Accesibilidad, Patrimonio Histórico y Cultural, Susana Madera, presentaron el proyecto del circuito de educación vial para niños incluido en las obras de regeneración del Parque de la Paz de Lugones. Este proyecto de regeneración está incluido en la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado "El centro de Asturias" del Ayuntamiento de Siero con financiación de los Fondo Europeo de Desarrollo Regional.

El circuito proyectado, con un presupuesto de 29.538,27 euros, se ubicará en la zona de juegos infantiles y contará con una longitud de 170 metros y un ancho de 1´5 metros. Incluirá una rotonda en la zona central y tres ramales de incorporación y/o salida de esta. Además, contará con señalización horizontal: 4 pasos de peatones, 3 ceda el paso y 1 stop y 8 señales verticales. El pavimento del circuito, que rodeará la zona de juegos, será aglomerado de color rojo y la edad máxima recomendada de uso será hasta los 10 años.

Durante la presentación, en el propio parque, la concejala de Urbanismo aseguró que “este proyecto está pensado por y para los niños y las niñas. Queremos que disfruten del parque aprendiendo además las normas básicas de seguridad vial. Este espacio puede ser ideal para que los más pequeños aprendan a usar la bicicleta”.

Fondos FEDER para la estrategia DUSI

El importe total de la implementación de la estrategia DUSI es de 6.305.911 euros, siendo la ayuda asignada FEDER de 5044.729 euros (el 80%) y la cofinanciación del Ayuntamiento de Siero de 1.261.182 euros. La Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado "El centro de Asturias" del Ayuntamiento de Siero, concedida en 2018, se plantea en el marco de cuatro objetivos temáticos: Mejorar el uso y la calidad de las TIC y el acceso a las mismas; favorecer la transición a una economía baja en carbono; proteger el medio ambiente y promover la eficiencia de los recursos y, por último, promover la inclusión social y luchar contra la pobreza.